¿A qué hora del día debemos controlarnos la fiebre?

Si bien la fiebre no es algo muy grave, claramente es un síntoma que nos indica que algo está ocurriendo en nuestro cuerpo. Por esta razón, te comentaremos a qué hora del día es primordial que nos controlemos la fiebre, y por supuesto, cómo bajar la temperatura rápidamente.

Según el profesor William Schaffner, quien es profesor de medicina preventiva y enfermedades infecciosas, el momento ideal para tomarnos la temperatura es entre el atardecer y la noche, en unas horas comprendidas desde las 16 hasta las 21 horas exactamente.

Este profesor también aclara que no debemos controlarnos la temperatura única y exclusivamente a esas horas, y en el resto del día no, sino que, en dicho periodo de tiempo, la medición será mucho más precisa que en cualquier otra hora del día.

¿La fiebre es una enfermedad?
Saber las horas para tomar la lectura de la temperatura es clave para un buen registro

Nuestro organismo, a lo largo del día, lleva a cabo una serie de procesos biológicos que hacen que nuestro cuerpo cambie la temperatura constantemente. Por lo general, las temperaturas más altas se registran entre las 16 y las 21 horas, y las más bajas entre las 2 y las 6 de la madrugada.

¿La fiebre es una enfermedad?

La respuesta es no, por si sola la fiebre no es una enfermedad, simplemente es uno de los síntomas o señales que indican que existe un funcionamiento anormal en el organismo, y que el cuerpo se está preparando para lograr combatirlo efectivamente.

La temperatura normal en cualquier adulto o niño es de 36.5 grados. Sin embargo, muchos estudios e investigaciones indican que a medida de que pasan los años, esta temperatura del organismo sufre algunos cambios, bajando así, unos 0.03 grados por década.

Descubre como el coronavirus complica los partos y la relación mamá-bebé

¿Cómo funciona la fiebre?

La fiebre se genera de forma más frecuente cuando nuestro cuerpo intenta luchar contra la infección. Como mecanismo de defensa para mantener el cuerpo lo suficientemente caliente para evitar que las bacterias invasoras sobrevivan, la temperatura aumenta.

Así que una fiebre puede ser interpretada como algo bueno. Pero cuando tienes fiebre, a menudo sientes dolor y debilidad, y quieres sentirte lo más cómodo posible. Pero puede enfermarte mucho.

Por otro lado, los niños suelen sobrellevar mejor las fiebres que los adultos. Si su hijo tiene fiebre, continuará jugando y normalmente hará algo para bajar la fiebre. Esto no es necesario.

¿Cómo bajar la temperatura en casa?

A continuación te daremos algunas recomendaciones respecto a cómo bajar la fiebre, que te ayudarán a calmar este síntoma y a combatirlo adecuadamente desde la comodidad de tu hogar.

Prueba los medicamentos de venta libre para bajar la fiebre

El paracetamol (Tylenol) y el ibuprofeno (Advil y Motrin) son perfectos para disminuir la fiebre. Estos medicamentos actúan con relativa rapidez y pueden hacer que te sientas mejor durante unas cuatro u ocho horas.

¿Estos fármacos pueden usarse en niños?

Estos fármacos pueden usarse en niños
El ibuprofeno pueden usarse en niños, pero lo mejor siempre será conversar con sus pediatras antes de darles cualquier medicamento

Tanto el paracetamol como el ibuprofeno pueden utilizarse en los niños, pero es importante asegurarte de preguntar a tu pediatra antes de administrar el medicamento. Es mejor consultar con ellos. Por otra parte, la aspirina no debe administrarse a los niños, pero puede ser utilizada por adultos mayores de 18 años.

No se debe doblar la dosis

Si bien puedes pensar que al doblar la dosis el fármaco logrará un efecto beneficioso, la realidad es que no es así. Así mismo, resulta peligroso duplicar la dosis o tomar diferentes medicamentos a la vez, no solo es ineficaz, sino que también resulta peligroso. Hacer esto puede dañar tus órganos y no bajará la temperatura más rápido. 

Debido a que la sobredosis de medicamentos es una de las razones más comunes por las que muchas personas acuden a la sala de emergencias, los proveedores de atención médica recomiendan seguir las dosis recomendadas para reducir la fiebre sin riesgos.

Bebe más líquidos

Esta es una forma de cómo bajar la fiebre paulatinamente. Mantenerte hidratado es sumamente importante en cualquier momento de día, pero aún más cuando tienes fiebre. Además, tomar agua es bueno para aliviar la tos si la persona lo presenta.

¿Por qué beber más líquidos logra bajar la temperatura?

Una temperatura corporal que se encuentre más alta de lo normal, puede conducir a la deshidratación rápidamente. Así pues, tomar líquidos fríos podría hacer que disminuyan las posibilidades de deshidratación, y por supuesto, puede ayudar a disminuir la temperatura del cuerpo.  

Toma un baño

Otra manera de cómo bajar la fiebre es tomando un baño, ya que puede ayudarte considerablemente a reducir la temperatura, de forma rápida. Sin embargo, es importante que tengas en cuenta que no debe hacerse con agua fría.

Si bien puede parecer que un baño frío ayudaría más que uno tibio, la verdad es que entrar en agua fría o con hielo, va a provocar escalofríos de inmediato, y esto podría incrementar la temperatura interna. Por otra parte, entrar en un baño que tenga una temperatura cómoda, te ayudará a relajarte y hacerte sentir mejor.

Conoce además cómo los altos niveles de azúcar en los alimentos de los infantes, una gran preocupación.

Paños fríos debajo de los brazos

Paños fríos debajo de los brazos
Los paños fríos es una vieja técnica para bajar la temperatura

En primeros auxilios es frecuente utilizar una técnica para disminuir la fiebre alta o hipertermia, es poner debajo de la ingle o brazos paños fríos

Esto se utiliza frecuentemente en los casos de personas que se sobrecalienta por factores externos, pero además, ayuda a manejar la fiebre muy alta.

Sin embargo, aunque esta es una forma de reducir la fiebre, puede ser algo temporal, ya que las altas temperaturas podrían regresar tiempo después de quitar los paños fríos.

Ahora que ya sabes cómo bajar la temperatura de forma adecuada, podrás poner en práctica estas recomendaciones la próxima vez que tengas este síntoma. Del mismo modo, debes recordar que las mejores horas para controlarte la temperatura es entre el final de la tarde y principios de la noche.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *