Crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro. Prepárala en casa

El paso del tiempo deja huellas, no solo en la vida, sino también en el rostro. Resulta difícil llegar a los 30 o los 40 y descubrir esas líneas que delatan tu edad (y hasta te añaden unos años de más). Por fortuna, existe una solución milenaria a tu alcance para retrasar ese proceso.

No pases por alto estos trucos para lucir genial en las fotos

Que tu edad no marque tu rostro… Esta mascarilla japonesa hará el milagro

Crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro 3
El secreto está en un producto increíble que de seguro tienes en casa: el arroz

¿Descubrieron las japonesas la fuente de la eterna juventud? Por supuesto que no. Lo que sí hallaron fue el modo de lucir siempre bellas. El secreto está en un producto increíble que de seguro tienes en casa: el arroz. Sus propiedades para el cuidado de la piel y en especial del rostro no tienen nada que envidiarle a los productos cosméticos industriales. De hecho, algunos de sus componentes se emplean para elaborarlos.

El arroz contiene inositol, una sustancia que pertenece a la familia de la vitamina B. Este elemento puede absorber y retener la humedad circundante y por tanto impide la resequedad de la piel. Para mayor elasticidad en el cutis, actúa la vitamina C y el omega 6 presentes en este alimento. Posee además ácido pítico, que facilita el desprendimiento de las células muertas.

Esta crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro tiene una acción total. La leche contiene múltiples vitaminas y calcio, que nutrirán tu piel. Su acción favorece la regeneración celular. Te aporta un tono mate que te hará lucir radiante. La miel, por su parte, protege la epidermis, pues bloquea la entrada a la contaminación y la suciedad.

¿Qué más puede hacer por ti esta crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro?

Aunque es una solución simple, las ventajas que ofrece son asombrosas. Su capacidad para transformar la piel seca y rígida en suave y tersa no es el único valor de esta mascarilla. Es blanqueadora y garantiza un tono uniforme en toda la cara. Borra las manchas y puntos negros. Es exfoliante y, por si te preocupan los posibles efectos adversos, hipoalergénica. Esto quiere decir que es muy segura incluso para personas con alergias.

Otro de los componentes del arroz, el escualeno, funciona como un protector solar leve. Esta crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro también es excelente para calmar irritaciones. Se ha comprobado su efectividad contra el acné, las erupciones y rozaduras. Utilizada de manera frecuente, previene la formación de las líneas de expresión o las desaparece por completo.

Comienza a ingerir alguna de estas 5 frutas que te harán más bella

Lo mejor: puedes preparar tú misma esta crema fabulosa

Crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro 2
Basta con ¼ de taza de arroz, 1 cucharada de leche, ½ cucharada de miel y una taza de agua

Sin dudas uno de los mayores beneficios que ofrece esta crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro es el económico. Con ella puedes prescindir de los costosos tratamientos cosméticos del mercado. Los ingredientes son fáciles de conseguir y su preparación es muy sencilla. Basta con ¼ de taza de arroz, 1 cucharada de leche, ½ cucharada de miel y una taza de agua. ¿Ya tienes lo que necesitas? Pues, manos a la obra.

Comienza por cocinar el arroz con la taza de agua a fuego medio. En tres minutos estará listo. Escurre el arroz, pero conserva el agua, la necesitarás al final. Toma un bol donde puedas mezclarlo con la leche y la miel. Bate hasta lograr una pasta fina y uniforme. ¡Ya está! Así de fácil, en menos de 5 minutos.

Ahora viene la parte más importante, ¿cómo aplicarla? Para que esta crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro surta efecto, aplícala sobre la piel seca. Asegúrate de que tu cara esté bien limpia. Extiéndela sobre el rostro y el cuello y espera en reposo por 20 minutos. ¿Recuerdas el agua de arroz que habías guardado antes? Es el momento de retirar la mascarilla y lo harás con ella, así te aseguras de que no queden impurezas. Repite este procedimiento al menos una vez por semana y comprueba en poco tiempo sus efectos.

Una alternativa a la crema japonesa que puedes conservar por más tiempo

A veces el tiempo escasea y no cuentas con 25 minutos para todo el proceso. Si prefieres elaborar un producto que puedas guardar y utilizar hasta por 15 días, presta atención. Separa 4 cucharadas de arroz, ¼ de taza de agua, 5 cápsulas de vitamina E y 3 cucharadas de aloe vera (sábila). Estos dos últimos ingredientes contribuyen a la formación de colágeno y la regeneración celular. Deja reposar el arroz en un tazón con agua durante tres horas. Mientras, puedes ir adelantando tus tareas cotidianas.

Luego, licua y cuela, sin desechar el excedente, que es un exfoliante muy eficaz. En una sartén pequeña, cocina el agua de arroz a fuego lento. Remuévela para evitar que se pegue. Cuando su consistencia cambie y se haga más pastosa, apaga el fuego y añade la vitamina E y el aloe vera. Pon la mezcla a enfriar en una vasija de cristal. Úsala cada día después de lavar la cara para obtener resultados óptimos.

Te mostramos algunos tips para eliminar los callos de las manos y los pies

Otras mascarillas a base de arroz para un cutis reluciente

Crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro
Rocía un poco de agua de arroz cada día después de la limpieza facial.

La crema japonesa que ayuda a eliminar las arrugas del rostro no es la única que existe. Las excelentes propiedades del arroz se pueden combinar de otras formas para lograr resultados similares. Si quieres enfatizar en alguna de sus acciones en particular, puedes también hacer estas otras mascarillas. Por ejemplo, rocía un poco de agua de arroz cada día después de la limpieza facial. Con esto combatirás los molestos puntos negros y espinillas. También sirve para reducir el brillo de la cara, por lo que se recomienda para cutis grasos.

Blanquea tu rostro con agua de arroz y limón. Toma ½ vaso de cereal, 1 taza de agua y añade unas gotitas de limón. Hierve todo por 20 min. Pasado este tiempo, cuela el arroz y pon a refrescar el agua. Con un algodón, aplica el líquido en tu cara cuando esté a temperatura ambiente. Déjalo por media hora y enjuaga bien. Luego puedes colocar algún hidratante con FPS. Emplea este remedio con frecuencia.

Prepara un exfoliante natural con polvo de arroz. Tritura un puñado hasta obtener un grano fino. Agrégale unas gotas de aceite de almendra y frota suavemente durante algunos minutos. Al terminar, enjuaga con abundante agua que no sea fría ni caliente, busca que esté fresca. Tu rostro adquirirá una textura sedosa y perderá ese tono apagado que quieres eliminar.

Desde el oriente del mundo nos ha llegado uno de sus secretos más valiosos. El arroz y sus espectaculares propiedades pueden hacernos lucir jóvenes por mucho tiempo. Estas mascarillas son tan sencillas de elaborar… ¿Te animas a probarlas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *